Cuando nos pasa algo rápidamente nuestra mente tiende a colocar ese evento en cajitas y a clasificarlo «Esto es bueno» «Esto es malo». Y yo te pregunto ¿Bueno o malo con respecto a qué? ¿Bueno o malo con respecto a quién? ¿Quién dice que es bueno? ¿Quién dice que eso es malo? ¿No te ha pasado alguna vez estar viviendo algo que tú has catalogado como malo y al echar la vista atrás dices «¡Guau gracias a Dios, al Universo y a todos los Dioses de la Mitología Griega que me pasó eso!» ¿Y no te ha pasado lo contrario, estar viviendo algo que parece super bueno y que al final fuese todo lo contrario?

Mira, todo lo que catalogamos como malo tiene que existir ¿Cómo podríamos apreciar y elegir la serenidad si no hemos pasado momentos de agitación y caos? Si no pasas momentos de tristeza ¿Cómo sabrías lo qué es la alegría?

En todo lo bueno hay algo malo, y en todo lo malo hay algo bueno. Esto es así, además todo pasa por algo. No vivimos en un mundo azaroso, nada en el Universo es así y en tu Universo particular tampoco. Todo pasa por algo y todo lo que pasa conviene. Sí, tú me vas a decir «Mira Vanessa no entiendo como me puede convenir estar arruinado o que me hayan despedido». Bueno, a lo mejor esa es la palanca de cambio que tú necesitas para empezar a moverte y atreverte a hacer algo que nunca te habías atrevido a hacer. La vida nos da golpecitos sutiles para situarnos en el camino, pero la vida después de un año que te lleva diciendo «Vamos, atrévete, lánzate» se cansa y es entonces cuando un día te levantas y te lanza al vacío y ahí ya no hay más opciones. (Tranquilo, la red siempre nos espera abajo pero el susto que nos llevamos es cojonudo)

 

giphy Yo sé que es complicado aceptar algo así, yo he pasado por ahí también. Yo siempre te voy a hablar por mi experiencia, nunca por referencias.

¿Qué hacer si estoy viviendo una situación muy difícil?

[ctt template=»10″ link=»4t6zp» via=»yes» ]El primer paso no te lleva al lugar al que quieres llegar, pero al menos ya te saca de dónde estabas. [/ctt]

Beneficios de cambiar el foco y empezar a tener una visión un poco más positiva

 

Prueba esto y observa, pero como siempre digo esto no es cuestión de un día y listo… Requiere de trabajo, disciplina, práctica y repetición.

Si estás mal, por ejemplo, de dinero en lugar de repetirte a ti mismo lo horrible de la situación, pregúntate ¿Cómo podría yo hacer para ganar X€ al mes? Pregunta, pregunta y pregunta.

Si estás mal con tu pareja, pregúntate ¿Cómo podría crear yo unión en lugar de separación?

Sal de la queja, sal de la visión dual de lo «bueno o malo», pregunta, pide respuestas, pide claridad, pregúntate si hay otra manera de ver esa situación y espera las respuestas. Llegarán.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *